lunes, 27 de mayo de 2013

Unos minutos con María


Virgen y Madre:
Muchas veces, sin quererlo, 
te ponemos tan alta que no te vemos.
Haz que nuestro cariño hacia Ti se traduzca en un conocimiento y acercamiento a la persona de Jesús de Nazaret.
Que lejos de abandonarte en un altar, sepamos que estamos llamados a vivir como Tú viviste: amando a Dios
y confiando en Jesucristo.
Que nuestra fe sea como la tuya: l
impia y convencida
Que nuestra fe sea como la tuya: 
hermosa y cuidada
Que nuestra fe sea como la tuya: 
tallada por la Palabra del Señor.
Ayúdanos María.
                                                                    Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario