viernes, 23 de noviembre de 2012

CRITERIOS PARA UN CONSUMO RESPONSABLE


  • Sé crític@ con la publicidad. REDUCE tu consumo. Preguntarnos si lo que vamos a comprar nos va a satisfacer realmente una necesidad o deseo, o bien si lo compramos “compulsivamente”.
  • Pararnos a pensar cómo administramos nuestro dinero, para hacerlo de forma coherente con nuestros principios.
  • Informarnos acerca de las repercusiones sociales y medioambientales de los bienes y servicios. Como consumidor@s tenemos derecho a la información (dónde se han fabricado los productos, quién y cómo, cómo se reparte el dinero que pagamos, los daños al medio ambiente…) Hay que mirar las etiquetas además de pedir información al personal de las tiendas.
  • Hacer un buen mantenimiento de nuestras cosas. En vista del agotamiento de los recursos naturales del planeta, buscar alternativas que minimicen la explotación de materias primas (intercambios, reparación, segunda mano, trueque, REUTILIZACIÓN, valoras la cantidad de envoltorios…)
  • Plantearnos a qué tipos de comercios queremos favorecer.
  • Asegurarnos de la calidad de lo que compramos, de cara a adquirir bienes más saludables y duraderos.
  • Cuando acabe la vida útil de un producto, tíralo selectivamente de forma que se pueda RECICLAR el material del que está hecho.
  • Organizarnos para consumir y en caso de ser defraudados, ejercer nuestros derechos como consumidores

¡¡¡Recuerda el principio de las tres R: Reduce, Reutiliza y Recicla!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario