domingo, 5 de agosto de 2012

Un pan que siembra vida


Jn 6,24-25
El mes de agosto nos traerá la posibilidad de profundizar cada domingo en el conocido discurso del pan de vida. Jesús mismo es el pan de vida, que siembra vida. Todo verdea y florece a su alrededor.
 No nos equivoquemos de alimento. Solo Jesús quita el hambre y satisface nuestra sed. Lo demás son sucedáneos. Vayamos en busca de ese pan, que no se va de vacaciones y que lo encontramos en la eucaristía, presencia del Amor que alegra continuamente nuestra existencia.
 “Danos siempre de este pan”, que tengamos siempre ganas de este pan, que no nos detenga nada ni nadie para ir en tu búsqueda, Señor. Tú estás aguardando en la panadería celestial que es el sagrario y la mesa de la eucaristía.
 Después, nosotros tendremos que convertirnos también en pan que siembra vida, quita hambres y une corazones.

http://blogs.21rs.es


No hay comentarios:

Publicar un comentario